colabora con nosotros

¿Qué es el Bullying? el porqué y sus consecuencias

| 7 enero, 2013 | 2 Comentarios

El bullying es una palabra para expresar el abuso que cometen ciertos individuos que sienten la necesidad de lastimar a los demás para disminuirlos, humillarlos, en ocasiones hasta destruir reputaciones,  y todo esto para experimentar una sensación de poder, dominio, subyugación. Son mentirosos muy convincentes y provocan daños muy graves  a las víctimas que eligen. Existen en todos los niveles, según las edades.  Empieza en la escuela; seguro muchos de ustedes tienen recuerdos no tan agradables  al respecto, que hasta pudieron dejarles cicatrices imposibles de borrar.

 

El castigo tiene poca importancia para ellos, pues tienen severos problemas al procesar las emociones tal como el temor para cometer ciertas acciones, que una persona consciente y empática ni siquiera tendría la idea de realizar. Es por esto que se convierten en abusadores seriales.

El bullying es un foco rojo de que el niño, o joven, no ha aprendido a controlar su agresividad y necesita ayuda profesional que le muestre la manera saludable de interactuar con los demás. Los terapeutas están capacitados para guiar al niño a descubrir por qué el bullying es perjudicial tanto para la víctima como para el victimario y por ende para toda la sociedad en general.  Las personas involucradas deben alentar al niño a desarrollar empatía y sensibilidad para comprender los sentimientos de los demás. Los parientes deben recibir ayuda para disminuir la ira y el abuso intrafamiliar y mejorar las relaciones interpersonales con los niños que presentan el desorden de bullying.

El hecho de que la incidencia sea cada día más grande, al grado que ha provocado consecuencias fatales en muchos casos, es una señal que debemos repensar nuestra familia y nuestra sociedad. Disminuir las burlas y los maltratos en casa, dar ejemplo de serenidad, razonamiento y amor a  nuestros hijos son vitales para evitar que nuestra sociedad sea violenta. Hoy por hoy es difícil salir de casa y caminar por las calles con tranquilidad. Yo les pregunto, ¿no seremos nosotros mismos los responsables al no alimentar un ambiente de comprensión en el hogar, detolerancia y empatía hacia los demás?

Necesito de Todos, Necesito de Ti.

Etiquetas: , ,

Categoría: Educación Global

Comentarios (2)

Trackback URL | Comentarios Rss Feed

  1. Patricia dice:

    Hola, justo este fin de semana vi a unos niños “jugar” en la piscina y lo entrecomillo porque aquello no era jugar, el mayor de los dos tenia al pequeño frito. Me daba mucha pena, se pasaba el rato persiguiéndole para pegarle, tirarle del pelo, decirle cosas que lo humillaban. Los dos habían ido de vacaciones con los padres del mayor, pero éstos los dejaron solos. Todas las personas que estábamos allí nos dimos cuenta de los abusos, pero, en ese caso,¿Qué podemos hacer?
    ¿Qué pueden hacer padres y profesores?
    Un saludo

  2. SARA SOLANO dice:

    Creo que, con toda la intención de tocar un tema preocupante, el artículo cae en los típicos tremendismos propios del miedo de los padres/madres al bullying. Que un chico o chica aplique violencia o amenazas en el colegio no quiere necesariamente decir que mañana será un abusador ni un violento ni un alcohólico. Llevo más que 10 años trabajando en proyectos escolares de PREVENCIÓN del bullying y puedo decir que una gran parte de las situaciones se solucionan haciendo conscientes a los chicos del daño a los demás. Cierto es que un porcentaje, el menor, de casos no se solucionan si no con sanciones y una gestión unánime y coherente del conflicto, a veces simplemente manteniendo a raya al abusador, pero creo que los tremendismos no ayudan al problema. Distingamos primero lo que es y lo que no es bullying…..las bromas pesadas son muy malas, pero no son bulllying; el no querer jugar con alguien es muy desagradable, pero no es bulllying. El bullying es cuando una persona o un grupo de ellas se organizaa y planifica el menospreciar, insultar o agredir a alguien, generalmente solo y con pocos amigos. Con lo cual, necesariamente, para llamarse bulllying, tiene que haber premeditación, alevosía y ventaja. Y respecto a esto, los profesores, los adultos responsables de gestionar emocionalmente es espacio escolar no están preparados para PREVENIR estas situaciones.Hay mucho dicho respecto al bullying y no todo es cierto, supongo porque es un tema que asusta, sobre todo a los padres/madres. Entonces, formémonos en ello.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *