colabora con nosotros

Es ingenuo pensar que puedes cambiar la naturaleza de un animal

| 1 febrero, 2013 | 0 Comentarios
Proyecto Nim (subtitulado)

James Marsh: “Es ingenuo pensar que puedes cambiar la naturaleza de un animal”

Proyecto Nim, la historia de un chimpancé criado en una familia humana. A todos nos intriga la distancia, y la proximidad, de los seres humanos con los simios. ¿Nos parecemos a ellos? Y desde un punto de vista más profundo, ¿qué significa ser humano? Proyecto Nim, un documental de James Marsh, oscarizado gracias al documental Man on Wire (sobre el equilibrista francés Philip Petit que viajaba entre los edificios de Nueva York en una cuerda floja) nos acerca a un tema fascinante que provoca tanto morbo como dudas éticas.En 1973, en Estados Unidos, un chimpancé fue apartado de los brazos de su madre para ser criado por una familia “humana” como si fuera un bebé cualquiera. La madre, una mujer hippie hasta el paroxismo, le daba el pecho, le daba de comer papilla con babero y lo hacía dormir en una cuna.

El experimento, proyectado por un psicólogo de la Universidad de Columbia, Herbert Terrace, pretendía dilucidar si los simios son capaces de comunicarse con los humanos utilizando el sistema de signos.

Seguir leyendo de la Fuente

COMENTARIO:

El ser humano constituye desde el punto de vista biológico una especie animal bajo la denominación científica de Homo sapiens (del latín «homo», «hombre», y «sapiens», «sabio») y pertenece a la familia Hominidae.

Realmente no nos gusta que bajo ninguna circunstancia se nos catalogue como animales, pero biológicamente es correcto y lo peor es que no hay diferencia en relación a nuestro comportamiento con el de cualquier animal.

Todos dormimos, buscamos un techo para protegernos del sol, establecemos nuestro terreno de dominio, buscamos nuestro alimento, establecemos y protegemos a nuestra familia etc.,   por instinto al igual que un perro, un mono etc., incluso muchos de nuestros comportamientos pueden equipararse a los del reino animal.

Sin embargo ningún animal (aparte del hombre) tiene que alcanzar un grado de desarrollo como especie, pues ese es ya su forma final, lo cual no sucede así con el hombre; nosotros hemos llegado hasta la consumación del desarrollo animal y ahora debemos elevarnos al nivel de “ser humano”. Ahora tenemos que empezar a armar la imagen de ese ser humano, tanto dentro de nosotros como en el mundo entero, en conexión con nuestros semejantes como con la madre naturaleza.

Imagínate que todos lográramos alcanzar el grado de “Ser Humano” en donde todos estarían conectados a un sistema único, similar al de un organismo vivo en donde nadie trabaja para su propio beneficio , sino que todos trabajaran para el beneficio colectivo, ¿de qué manera cambiaría nuestra percepción de las limitaciones del mundo?,  si todos fuéramos como uno.

Seguramente nos convertiríamos en seres realmente pensantes, que no solo actuamos como consecuencia de nuestros instintos.

El hombre en toda su expresión apenas está surgiendo después de que el medio ambiente ha llegado a su máxima complejidad. La exclusión del hombre del mundo animal pasó como reacción a un entorno externo más complicado. El hombre sigue mejorando tanto intelectual como psicológicamente, y su evolución está aún en curso.

Cuando James Marsh señala que “Es ingenuo pensar que puedes cambiar la naturaleza de un animal” suena como un disparate el realizar el intento, pero es realmente lo que debemos hacer, cambiar nuestra “naturaleza de recibir” para nuestro propio beneficio por una naturaleza que privilegie el dar a los demás, una naturaleza en la que los demás son mas importantes que yo, en la que se dé nacimiento a un modelo integral del mundo, basado en la garantía mutua.

La evolución psicológica de la sociedad del futuro, le permitirá gobernar su propia naturaleza, pero  para ello necesitamos un nuevo modelo educativo y la misión de esos educadores y profesores será una de las más importantes: Ellos serán el poder actuante de la sociedad, y serán responsables de la creación de una nueva generación que nos guíe en este cambio en nuestra naturaleza.

Etiquetas: , ,

Categoría: Ciencia, Videos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *